Santiago Manuin por siempre

IADB.ORG

Pandemia y Acuerdos de Integración Regional.

Publicado: 2020-04-12

Se han tomado algunas iniciativas regionales para enfrentar la crisis sanitaria de manera coordinada: financieras, compras conjuntas de insumos, investigación conjunta, apoyo para retorno de pasajeros.  

Esto ha ocurrido en Europa, Asia, y algunos acuerdos comerciales latinoamericanos. Pero, prácticamente ninguna medida de esa magnitud en la Alianza del Pacífico, ni la Comunidad Andina. Recientemente, hubo una declaración de Cancilleres y hay reuniones y coordinaciones en la AP, que aún no se concretan en acciones. Esperemos esto se logre pronto, por la gravedad de la situación, y la necesidad de activar esfuerzos de cooperación regional y extraregional para enfrentarla.

Medidas regionales aplicadas

Más allá de la pandemia 

No solo se necesita la integración para enfrentar la emergencia, sino para la implementación de una estrategia de inserción internacional y desarrollo, alternativas. El shock externo de salud y económico, han afectado exportaciones, flujos de capital, servicios, inserción en cadenas de valor.

A ello se suma, la paralización de las economías para cumplir con cuarentenas y distanciamiento social, indispensables para enfrentar la pandemia. Y, los cuestionamientos a las estrategias que había seguido América Latina en las últimas décadas, excluyentes, y con pronunciadas asimetrías y desigualdades, entre otros, justamente servicios sociales como educación y salud.

Las movilizaciones, tuvieron una pausa a raíz de la pandemia. Pero, nuestros países tendrán una situación muy complicada en pérdida de vidas humanas, de recursos y crecimiento que será difícil revertir.

Es decir, esta combinación de shock externo, pandemia, recesión y crisis políticas endógenas, configurarán escenarios dramáticos comparables solo a la crisis de la gran Depresión o de guerras mundiales. Esto obliga a pensar e implementar otras estrategias alternativas a las que hemos tenido pre-pandemia. La integración regional tiene un rol insustituible que cumplir.

Todos debemos apoyar en la construcción de este nuevo paradigma económico, y proyecto político alternativo. Es increíble escuchar voces que aún en estas circunstancias, plantean no solo más de lo mismo, sino que la crisis la paguen los sectores y poblaciones más vulnerables. Están echando gasolina al fuego, lo que llevará a indeseables escenarios. Los líderes políticos de turno, deben tener la lucidez de actuar adecuadamente sin ceder a los poderes fácticos. Caso contrario, serán borrados del escenario antes que terminen de darse cuenta. Trabajemos por una salida ordenada, con los menores costos posibles.


Escrito por

Alan Fairlie Reinoso

Economista y actual Parlamentario Andino por Perú.


Publicado en